Juguetes de madera, descubre todas las ventajas



Cada año, las empresas desarrollan nuevos juguetes y juegos para la educación. La mayoría de ellos tienen piezas de plástico de diseño complicado. Algunos tienen sonidos y silbidos. Muchos han sido diseñados para unos fines concretos. Aunque estos juguetes pueden tener un papel educativo para tu hijo, es posible que te toque gastar mucho dinero, pero no reciba mucho valor. Sin embargo, los juguetes de madera suelen tener mucho más que ofrecer a los niños que los últimos juguetes de moda. Entonces, ¿por qué elegir juguetes de madera? He aquí los beneficios de los juguetes educativos de madera para jugar y aprender en casa.

Los juguetes de madera son intemporales, no pasan de moda

Los juguetes de madera están de moda desde ya hace mucho tiempo. De hecho, han estado de moda durante décadas, si no siglos. Tus abuelos y bisabuelos aprendieron con juguetes de madera cuando eran jóvenes, y tus nietos y bisnietos también pueden aprender con juguetes de madera. Aunque hay muchos productos educativos nuevos, a veces conviene quedarse con lo que ya se ha probado. Aunque las empresas reinventen la organización, el color o el diseño de sus juguetes de madera, siguen manteniendo el mismo espíritu clásico y ofrecen las mismas ventajas educativas que los niños han disfrutado durante generaciones.

Los juguetes de madera son duraderos

juguetes de madera duraderos

Reconozcámoslo: los niños son brutos y algo torpes muchas veces con sus juguetes y otros materiales educativos. Seguro que te faltan piezas de juego y al menos un juguete está roto por alguna parte de tu casa. De generación en generación, los juguetes de madera no sólo son muy queridos, sino que suelen durar muchos años. Fabricados con madera resistente y de calidad, son difíciles de dañar más allá de los arañazos básicos. Si tu hijo los ensucia, puedes limpiarlos fácilmente para que estén listos para la siguiente ronda de juegos o de aprendizaje. Si estás pensando en invertir en juegos de aprendizaje de madera para tus hijos, puede estar seguro de que durarán mucho tiempo y podrán utilizarse con varios niños, e incluso visita elimperiodeljuguete.es y verás que las ventajas son muchas. .

Los juguetes de madera crecen con tus hijos

Cuando inviertes en juguetes de madera, estás invirtiendo en un producto duradero y versátil que crecerá con tus hijos. Los niños pequeños pueden participar en juegos sencillos e imaginativos y en la manipulación de juguetes de madera, pero los niños mayores pueden empezar a incorporar los juguetes de madera en escenarios imaginarios más complejos, vincularlos a discusiones sobre geometría y física y utilizarlos para resolver problemas. A medida que crecen las habilidades mentales y las capacidades de tu hijo, también lo hacen los usos de los juguetes de madera. Aunque muchos productos para la educación en casa tienen rangos de edad sugeridos, las posibilidades de uso de los juguetes de madera son tan versátiles que pueden conectarse a una amplia gama de edades y niveles de habilidad.

Tomemos el ejemplo de este juego de construcción de madera llamado Robotime Laser Cut (que me encanta y recomiendo encarecidamente si buscas juegos de madera educativos). Invita a los niños a ir más allá de la etapa de simple apilamiento de piezas. Laser Cut Puzzle integra engranajes y piezas tridimensionales que permiten creaciones más complejas y creativas (puedes ve en el vídeo de abajo). Así, los niños pueden aprender fácilmente a construir en 3 dimensiones y divertirse aprendiendo los principios de la gravedad, el equilibrio y el encaje.

Los juguetes de madera fomentan la imaginación

Los juguetes de madera permiten a los niños tomar el control. Aunque algunos juguetes de madera tienen la forma de vehículos comunes, artículos de alimentación o del hogar, siguen animando a los niños a utilizar su imaginación para incorporarlos al aprendizaje y al juego. Otros juguetes educativos de madera tienen formas básicas, como palos, bloques, arcos, triángulos y círculos. Estas formas básicas permiten a los niños explorar realmente sus usos y encontrar formas creativas de utilizarlas en diferentes áreas. Por ejemplo, los niños pueden experimentar con la física construyendo diferentes estructuras con los juguetes de madera o aprender más sobre geometría manipulando los juguetes para crear sus propios patrones geométricos.

Los juguetes de madera incorporan habilidades de la vida real

A medida que los niños se involucran en el juego imaginativo, gran parte de él evolucionará hacia escenarios de la vida real. Por ejemplo, los niños pueden tener juguetes de madera en forma de alimentos y artículos domésticos comunes para utilizarlos cuando juegan a la casa o a la compra. Aunque los niños sólo tengan las formas básicas, pueden empezar a utilizar los juguetes de madera y usar su imaginación para aprender habilidades concretas. Por ejemplo, los palos de madera pueden representar dinero al comprar y vender otros objetos de madera. Los círculos rojos pueden convertirse en fresas, por ejemplo.

Los juguetes de madera distraen menos

juguetes de madera para la concentracion

Con los juguetes de madera, los niños hacen todas las voces, alarmas y otros efectos sonoros, en lugar de escuchar el juguete. Esto les permite controlar lo que hacen con los juguetes y mantener la mente despejada cuando piensan en diferentes escenarios o resuelven problemas. Aunque a algunos niños les gustan los juguetes con todos los sonidos y silbidos, los ruidos y las funciones electrónicas pueden interrumpir el proceso de pensamiento del niño o limitar el alcance de su imaginación haciendo que juegue de formas específicas con el juguete.

Los juguetes de madera fomentan la interacción

Cuando los niños utilizan su imaginación y representan escenarios de la vida real, suelen disfrutar haciendo que otros jueguen con ellos. Los juguetes que tienen voz u otros efectos sonoros suelen fomentar el juego en solitario, ya que los niños obtienen la interacción y las respuestas que desean del propio juguete. Como los juguetes de madera no vienen con sonidos, luces u otras características interactivas, los niños necesitan encontrar a otras personas para interactuar con ellos. Si tienes más de un niño en casa, los juguetes de madera se convierten en objetos con los que puede jugar más de un niño a la vez. Si sólo tienes un hijo, puedes crear esta interacción con él. Al interactuar con tu hijo mientras juega con los juguetes de madera, puedes ayudarle a entender mejor y a reforzar sus habilidades a la hora de tomar decisiones.

Desarrollan la capacidad de razonamiento

Como los juguetes de madera no tienen voces ni dispositivos electrónicos que indiquen a los niños qué pieza deben coger o qué paso deben seguir, y no están diseñados para una actividad específica, los niños desarrollan su capacidad de razonamiento mientras aprenden con los juguetes de madera. Por ejemplo, los niños pueden crear un patrón para responder a una pregunta científica o pueden entender cómo crear una forma concreta utilizando formas de madera tipo tangram. A medida que los niños manipulan las diferentes formas y tamaños de los juguetes de madera, desarrollan su capacidad de razonamiento. También desarrollan su capacidad de razonamiento organizando sus juguetes de madera en diferentes categorías. Por ejemplo, pueden elegir organizarlos por tamaño, forma o incluso color.

Los juguetes de madera ayudan a resolver problemas

Los juguetes de madera también tienen la capacidad de desarrollar en los niños la capacidad de resolver problemas. A un nivel más básico, los niños pueden utilizar juguetes de madera para proporcionar representaciones visuales de problemas de suma y resta. También se pueden utilizar para crear rompecabezas de lógica que los niños puedan resolver, para construir torres que puedan soportar diferentes fuerzas que actúen sobre ellas, o para crear modelos que representen diferentes problemas avanzados de matemáticas y ciencias. Como los juegos de madera tienen formas y tamaños más generales, los niños tendrán que resolver problemas para encontrar la forma correcta de encajarlos en determinados escenarios, en lugar de los elementos prefabricados que suelen acompañar a otros juegos educativos.

Los juegos de madera mejoran la coordinación mano-ojo

juguetes de madera para la coordinacion

Debido a sus formas más básicas, los juguetes de madera también ayudan a los niños a fortalecer la coordinación mano-ojo. Actividades como la construcción de torres con bloques de madera, colocando cuidadosamente las piezas para que no se vuelquen, o ensartando una cuerda en una serie de cuentas de madera, obligan a los niños a prestar atención a la distancia y la colocación. Los niños también pueden utilizar juguetes de madera para empezar a representar conceptos como arriba, abajo, al lado, arriba y abajo. Cuando resuelven rompecabezas o crean patrones con juguetes de madera, también empiezan a ver cómo encajan los objetos, lo que también mejora su coordinación mano-ojo.

Los juguetes de madera desarrollan la motricidad fina

Cuando los niños manipulan juguetes de madera, también desarrollan su motricidad fina. Los juguetes de madera tienen muchas formas y tamaños. En lugar de estar moldeados para adaptarse a la mano de un niño pequeño, a veces pueden ser un poco difíciles de manejar para los niños. Por eso, el diseño de estos juguetes obliga a los niños a trabajar con diferentes formas de agarrar y manipular los juguetes para conseguir que hagan lo que necesitan. Los niños pequeños pueden trabajar las habilidades básicas de agarre con bloques y juguetes de madera más grandes, mientras que los preescolares y los niños mayores pueden utilizar formas de madera, cuentas y palos para centrarse en el agarre más fino, la torsión de la muñeca y otras habilidades motoras clave.

Los juguetes de madera son seguros

Cuando los niños manejan juguetes de madera, no hay que preocuparse demasiado por su seguridad, porque los juguetes de madera están diseñados para ser seguros. La mayoría de los juguetes de madera no se rompen con facilidad, lo que significa que los niños no estarán expuestos a bordes afilados o a pequeñas piezas que se hayan desprendido del juguete. Además, no suelen ser tóxicos y están hechos de materiales naturales, por lo que los niños pueden manipularlos masticándolos o chupándolos. No tienes que preocuparte por contaminar tu casa con productos químicos desconocidos o por lo que pueda comer tu hijo.

Los juguetes de madera son menos ruidosos

Los juguetes de madera no sólo no contaminarán su casa con productos químicos, sino que tampoco lo harán con el ruido. Esta falta de ruido evita que los niños se distraigan, pero también proporciona a los padres la tranquilidad que tan a menudo necesitan durante el día. Los niños no pueden dejar accidentalmente un juego de madera encendido o escuchar un pitido incesante mientras juegan. En su lugar, puedes centrarte en el sonido de las voces y las risas de tus hijos mientras aprenden e interactúan con sus juguetes. Cuando tus hijos se van a dormir, los juguetes están dormidos y tranquilos.

Si te ha gustado este articulo, compártelo con tus amigos

Deja un comentario