¿Cómo escoger la mejor hamaca para mi bebé?

Como todo buen padre siempre queremos lo mejor para nuestros hijos, en especial si se trata de su cuidado. Por eso, en este post te hablaré desde mi experiencia a fin de ayudarte a encontrar un increíble aliado para el cuidado de tu retoño, la hamaca bebé o hamaca de bebé

Sigue leyendo y descubre los beneficios de los que disfrutarán tu pequeño y tú. Incluso, vas hallar algunos tips con la finalidad de que elijas el balancín ideal para tu bebé. 

¿Qué es una hamaca de bebé y cuáles son sus beneficios?

La hamaca bebé o hamaca de bebé es una sillita inclinada y acolchada muy práctica, que ofrece un suave balanceo. Son perfectas para recostar al pequeñín y mantenerlo en una posición semi-inclinada que le permita observar las cosas que lo rodean. 

Estas son productos esenciales tanto para tu retoño como para ti como madre o padre, ya que ambos salen beneficiados. Algunas de las ventajas principales de la hamaca son:

  • Han sido pensadas para que el bebé permanezca en las posturas adecuadas según su crecimiento y desarrollo, por lo que le ofrece comodidad y estabilidad.
  • Son productos seguros y confiables para que el niño descanse.
  • Es una gran fuente de diversión y estimulación, pues incluyen juguetes coloridos, luces, canciones, actividades y movimientos de vibración ideales para el desarrollo del bebé.
  • Ofrecen descanso a los papás, pues son ideales para que el pequeñín tome una siesta segura mientras tú puedes ocupar el tiempo libre en otras tareas.
  • Es ligero y se transporta fácilmente.

Tipos de hamacas para bebés

¿Cómo escoger la mejor hamaca para mi bebé? 1

No todas las hamacas de bebés son iguales, pues existen diversos tipos entre los que podemos elegir. Las más comunes son las siguientes:

Hamaca Simple

Se trata del modelo más sencillo de hamaca bebé o hamaca de bebé. Esta se balancea manualmente, es económica y fácil de utilizar. 

Hamaca Columpio

Es una hamaca bebé o hamaca de bebé que funciona a través de un sistema de balanceo automático. De este modo, le ofrece al pequeño un movimiento constante que lo relaja y calma.

Hamaca balancín

Consiste en una hamaca bebé o hamaca de bebé que se encuentra anclado a una bese inclinada. Lo que permite que el niño se balancee al mismo tiempo que está recostado. Dicho balancín ayuda a fortalecer las piernas de tu bebito.

¿Son seguras las hamacas de bebés?

La seguridad del bebé es uno de los temas que más nos preocupa como padres. Sin embargo, no hay nada que temer, pues la hamaca mecedora es un dispositivo bastante seguro para tu retoño.

De hecho, dispone de sistemas de seguridad que mantienen al pequeño protegido en todo momento y en cualquier lugar. Por ejemplo, la mayoría de estas hamacas cuentan con:

  • Sistema de bloqueo de posición: es el encargado de bloquear la posición del balancín bebé con el objetivo de que no se mueva inesperadamente.
  • Cinturón de seguridad: evita que el niño se caiga o se deslice de la silla. Dicho elemento puede ser ajustado a medida, sin embargo, todo depende del crecimiento y del desarrollo del bebé.
  • Cierre de seguridad: previene que el pequeño juegue con la cerradura y la abra accidentalmente.

¿Desde qué edad puede usarse la hamaca de bebé?

Por lo general, cualquier hamaca bebé o hamaca de bebé puede utilizarse a partir del nacimiento. Claro, si pondrás a tu pequeño en la mecedora desde un principio es recomendable que elijas un modelo homologado para recién nacidos.

También, es beneficioso que tengas presente la edad indicada por el fabricante del columpio que hayas adquirido.

Lo único de lo que tienes que asegurarte al usar el balancín es que tu retoño se sienta cómodo en él, sin importar su edad. De no ser así, será más favorable que esperes algunas semanas y luego lo vuelvas a intentar.

¿Cuánto tiempo puede pasar el bebé en la hamaca?

En cuanto al tiempo que el pequeño debe pasar en la hamaca bebé o hamaca de bebé existen muchas opiniones. Sin embargo, no hay una norma general. Desde mi punto de vista es recomendable solo utilizarlo como máximo 2 horas seguidas.

La razón es muy sencilla, dejar mucho tiempo al bebé allí podría causarle el síndrome de la cabeza plana o apnea del suelo. Por lo tanto, cuando tu hijo parezca inquieto o incómodo es mejor que lo bajes.

Para darle un uso adecuado, la clave es alternar la hamaca con los brazos, la cuna o el capazo. Cabe resaltar que el tiempo también podrá depender del tipo de mecedora que poseas. Y es que las que integran varias posiciones, sistemas de vibración y juguetes que tranquilicen y diviertan harán que el niño aguante mucho más en ella.

¿Cómo utilizar correctamente una hamaca de bebé?

Como papás es indispensable saber utilizar correctamente la hamaca con la finalidad de proporcionarle más seguridad a nuestro retoño. Para mantener al bebé sano y salvo es necesario:

  • Vigilar constantemente, aun cuando sabemos que estos balancines son muy seguros. Además, mientras el pequeño nos vea más tranquilo estará.
  • No dejar que el niño realice balanceos laterales para que no se desestabilice el dispositivo.
  • Comprobar los sistemas de seguridad, mientras más perfecto es el ajuste será mucho mejor.
  • Colocar la hamaca en el suelo, no en lugares altos, ni en superficies irregulares o blandas.
  • No se debe mover el columpio con el pequeño dentro. Para transportar al bebito lo más recomendable es utilizar los dispositivos adecuados, como el portabebés.
  • Verificar que el balancín no tenga partes que sobresalgan y que pueden causar heridas o accidentes. 

¿Puedo viajar con la hamaca de bebé?

Una de las ventajas más asombrosas de la hamaca bebé o hamaca de bebé es que puede ser utilizada dentro o fuera de casa. No obstante, transportarla tiene beneficios y desventajas que siempre debes tener en cuenta.

Generalmente, estos pesan entre 2 y 7 kilos, lo cual debes considerar si quieres moverla con frecuencia. Aunque muchas de ellas incorporan un asa que te da más facilidad y comodidad de transporte.

¿Qué tener en cuenta antes de comprar una hamaca de bebé?

¿Cómo escoger la mejor hamaca para mi bebé? 2

Basándome en mi experiencia utilizando las hamacas de bebés, los mejores aspectos a considerar para que encuentres el indicado son los siguientes:

Edad y peso del bebé

La edad y el peso del pequeño es algo que debemos tener presente. Y es que si colocas al bebito en un balancín que tenga como carga máxima menos peso que la de tu hijo se corre el riesgo de volcamiento. 

Enseguida te enseñamos el peso máximo que puede aguantar una hamaca dependiendo de la edad del bebé:

  • 6 meses: 9 kg.
  • 9 meses: 10.5 kg.
  • 12 meses: 11.5 kg.
  • 18 meses: 13 kg.
  • 2 años: 14.5 kg.
  • 3 años: 18 kg.

Materiales

De los materiales de fabricación dependen el peso que aguante, la durabilidad y la calidad de la hamaca bebé o hamaca de bebé. Por lo tanto, es preferible que su estructura está elaborada de metal si quieres mayor resistencia. No obstante, si prefieres otro material entonces piensa en el plástico duro, ya que brinda más ligereza y facilita el transporte.

Del mismo modo, es recomendable que el asiento está revestido con tela acolchada de algodón o malla de poliéster. Dichos tejidos son suaves, cómodos y seguros para tu pequeñín. Incluso, algunos poseen fundas desmontables que facilitan la limpieza.

Facilidad de transporte

Poder transportarla es un beneficio maravilloso, pues podrás tenerla siempre contigo. Por eso, es muy provechoso que adquieras una hamaca que cuente con asas o ruedas que te faciliten el transporte. Asimismo, mientras menos pese, más fácil es llevarla.

Otro factor importante es la capacidad de plegado, así el transporte es más sencillo y ocupa menos espacio. 

Funciones 

Las funciones encontradas en un columpio bebé son muy variadas y estas permiten que el pequeño esté más tiempo en ella. 

Por ejemplo, unos modelos incorporan sonidos agradables y las más avanzadas permiten recibir mensajes de voz para que el bebé nos escuche. Además, la iluminación, el balanceo automático y la vibración son otras de las funciones que divertirán y estimularán al peque.

Arco de juegos

Los juguetes son una parte fundamental del desarrollo y estimulación del pequeño, por lo que su función es lúdica y de aprendizaje. Esta es la mejor forma que existe para que el bebé aprenda a diferenciar colores, figuras y formas. 

Es por ello, que el arco de juego tiene muchos beneficios, ya que mantiene entretenido al pequeño, pero sin cansarse rápidamente. 

Accesorios

Los accesorios pueden ser de mucha utilidad, así que evalúa si ya los trae o los puedes añadir. Por ejemplo, los accesorios más utilizados son parasol, toldo o mosquitero. Estos resultan muy beneficiosos si tienes pensado transportarlo al exterior.

Escoge siempre la hamaca que mejor se adapte a tu bebé

Seguro que estarás de acuerdo conmigo en que tener una hamaca bebé o hamaca de bebé es muy beneficioso. Y es que son seguras, fáciles de utilizar, transportables e incluyen funciones y accesorios asombrosos.

Cabe resaltar que cada papá y mamá es único, al igual que sus bebitos, así que asegúrate de elegir una mecedora que se adapte a sus necesidades. De este modo, ambos se beneficiarán de sus increíbles aportes. Por lo tanto, sigue los consejos antes mencionados y consíguele a tu retoño la mejor hamaca bebé o hamaca de bebé del mercado.

Si te ha gustado este articulo, compártelo con tus amigos

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Más info

aceptar